sobre mi proceso fotográfico

Los resultados que se consiguen mediante la fotografía analógica que después se digitaliza con un escáner presentan un resultado excelente: la imagen resulta familiar y mantiene toda su autenticidad, sobre todo a la hora de reproducir el color ( siempre que se usen materiales de alta calidad). No obstante, las nuevas cámaras digitales profesionales (cuya calidad no va simplemente en función del número de píxeles) han alcanzado niveles muy destacables. 

Especialmente en el campo de la fotografía de paisajes y objetos, el brillo y el color que se obtiene con el proceso analógico justifica todavía su uso, pese a su mayor coste y la espera necesaria para obtener el resultado final. Por este motivo, es mi intención mantener esta técnica para los trabajos que estén relacionados con el paisaje.

En el resto de ámbitos (retrato, gente, acontecimientos, etc…), la tendencia ha sido ir hacia la fotografía digital, también por razones de coste-beneficio. Por lo tanto, prefiero trabajar con un equipo profesional completamente digital.

>

<

Comments are closed.